Inicio / Blog / Tres escalones para las empresas que quieren crecer

Tres escalones para las empresas que quieren crecer

December 2015

Incubación, crecimiento y consolidación son pasos esenciales para el sostenimiento de una empresa. ¿Cómo escalan los mejores?

Se estima que más del 50% de las pequeñas empresas fracasa en el primer año, y el 95% desaparece antes de los primeros cinco años, según cifras de la Small Business Administration.  

La inexperiencia del emprendedor en etapas clave apunta como el principal factor. Por esto, el experto Luis Carlos Barquero, Founding Partner de Grupo Stratos, considera que “la asesoría y el acompañamiento son indispensables en todas las etapas de desarrollo de una empresa”.  

¿Cómo llegar a hacer crecer su empresa respetando cada etapa? Conozca las fases de una empresa en desarrollo, y cómo se aprovecha el acompañamiento de expertos en cada una de ellas.  

I – Incubación

Esta es la etapa donde las ideas emprendedoras se transforman en productos y servicios.  

¿Por qué es necesario el acompañamiento en esta fase? “Porque la asesoría se enfoca en la definición del plan de negocios, los objetivos estratégicos, y la estructuración de procesos y de gobierno corporativo” contesta Barquero.  

II – Crecimiento

Cuando las empresas superan el primer escalón y logran colocar y diferenciar su oferta, el siguiente paso es financiar su crecimiento.  

“Aquí las necesidades de capital suelen acentuarse, pues se requiere de recursos para crecer, diversificar productos, servicios, o entrar a nuevos mercados” aconseja el experto.  

Y es que el acceso al financiamiento bancario se torna difícil cuando la empresa o los socios no cuentan con activos para poner a responder por un crédito. “Es ahí donde, al identificar esas oportunidades ligadas a una necesidad de capital, se deben buscar alternativas”.  

El private equity por ejemplo, es una opción, según Barquero, pues permite al pequeño empresario acceder a una fuente de financiamiento de menor costo, y con gran valor agregado.   “Hay que poner atención, porque aun cuando se trate de oportunidades, éstas pueden generar presión sobre el flujo de caja. Muchas empresas fracasan por problemas de liquidez” advierte.  

¿Por qué es necesario el acompañamiento en esta fase? Porque se definirán las áreas estratégicas en las cuales se enfocará el crecimiento, mejorando la asignación del dinero: cómo acceder a recursos, y cómo asignarlos eficientemente. De esto dependerá el éxito.  

III – Consolidación

Si se gestionó bien el fondeo de los recursos para crecer, estamos ante una empresa madura, que superó el periodo de permanencia en el mercado, y tiene una adecuada posición financiera.  

“Ya la empresa cuenta con mayores facilidades de acceso a financiamientos, e incluso, con alguna reserva de recursos propios” amplía el experto de Grupo Stratos.  

¿Por qué es necesario el acompañamiento en esta fase? Porque el enfoque se transforma, y se busca cómo continuar creciendo, cómo mantener vigencia, y cómo reinventarse.  

Innovación continua

Para evitar ser parte de la estadística de los emprendimientos que fracasan, la innovación deber respirar en todas las etapas de cualquier empresa que desea mantenerse en el mercado.  

“Es la mejor estrategia: una permanente actitud hacia el cambio, promoviendo y fomentando la creatividad en todos los niveles de la organización” insiste Barquero.  

¿En qué fase se encuentra su emprendimiento? ¿Ha alcanzado la madurez? ¿De qué forma pueden innovar las empresas que buscan consolidarse? ¿Cómo saber si necesita capital para su expansión?  

Pregúntenos. Podemos asesorarle en cada etapa.

Agregar Comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
3 + 3 =
Resuelva este simple problema matemático y escriba la solución; por ejemplo: Para 1+3, escriba 4.

SUSCRÍBASE AL BOLETÍN